¿Puede anularse el canje de preferentes por acciones de Bankia?

Los juzgados están anulando también los contratos de venta de preferentes de Bankia que fueron canjeadas por acciones

El precio del canje para los preferentistas suponía una pérdida del 55% de su dinero en caso de querer vender las nuevas acciones

Lo habitual en los casos de preferentes de Bankia es que los juzgados anulen los contratos de compra venta al considerar las irregularidades en las que incurrió la entidad pero, ¿Qué ocurre con los afectados por preferentes que las canjearon en su momento por acciones de Bankia? Si es su caso, debe saber que conseguir su nulidad también es posible en la vía judicial.

Recientemente se ha dado la primera sentencia en la provincia de Castellón que considera nulo el canje de preferentes por acciones de Bankia, si bien es cierto que otros juzgados ya lo habían hecho anteriormente.

En este caso, el fallo del juzgado de primera instancia número 3 de Castellón recoge la nulidad de la “recompra” de preferentes por acciones de Bankia, al considerar que no se aportaba folleto informativo ni documento alguno, debidamente firmado, del que se dedujera que la entidad informara de sus riesgos. Además, apunta al incumplimiento de la Ley del Mercado de Valores porque Bankia estaba obligada a facilitar al cliente la información pertinente de manera imparcial, clara y no engañosa, y es algo que no hizo.

Los preferentistas de Bankia que canjearon por acciones este producto fueron víctimas por partida doble; de un lado, en el momento de adquirir preferentes porque no se les explicaron las verdaderas características y riesgos de este producto, y de otro, al aceptar la oferta de la entidad para recuperar su dinero canjeando el importe de las preferentes por acciones, porque venderlas iba a suponer una importante quita de sus inversiones.

El Frob impuso como precio para la acción derivada del canje 1,35 euros, cuando los títulos de Bankia cerraban en aquel entonces, mayo y junio de 2013 a 0,60 euros, lo que suponía menos de la mitad del precio por el que se realizó el canje. Ante esta situación, los nuevos accionistas de Bankia que quisieran desprenderse de sus acciones tendrían que conformarse con recibir por ellas menos de la mitad del precio por el que se realizó el canje.

Pero el perjuicio para los preferentistas de Bankia no quedaba ahí; las condiciones de canje de preferentes impuestas por la Troika para prestar dinero para el saneamiento de Bankia fijaban en un 38% el recorte medio para los tenedores de preferentes, lo que implicaba que los preferentistas de Bankia no sólo iban a ganar menos dinero al vender unas acciones minusvaloradas, sino que además ya perdieron ese 38% de la inversión que realizaron en este producto.

Afortunadamente, el despropósito de la venta de preferentes de Bankia y posteriormente su canje por acciones tiene su solución para los afectados en la vía judicial. Si es su caso y todavía no lo ha hecho, debe saber que demandar es el camino para recuperar todo su dinero. Lo sabemos bien en LEAN Abogados, donde representamos los intereses de miles de clientes víctimas de abusos bancarios. Contacte con nuestro equipo de abogados multidisciplinar especializado en derecho financiero e infórmese sobre cómo podemos ayudarle. Llámenos sin compromiso al teléfono gratuito 900 102 722.